Criticas

‘Remember Queen’, un espectáculo impresionante

12/09/2018

Mayelit Valera Arvelo

‘Remember Queen’, un espectáculo impresionante

Se escuchan los primeros acordes y entran a escena los integrantes de la emblemática banda británica Queen, ellos son: Brian May (Leonardo Gianetto), Roger Taylor (Roberto Damicis), John Deacon (Julio Llorca) y el irrepetible Freddie Mercury interpretado magistralmente por Piero Venery.

El escenario tiembla con su apoteósica entrada y es que lo que viene a continuación es un show impresionante, dos horas donde se revive el último concierto que ofreció Freddie Mercury junto a su banda Queen el 9 de agosto del 1986 en el Knebworth Park (al norte del Londres). Donde nadie se imaginaba que sería su último concierto en vivo, fue su despedida de los escenarios. Una adrenalina que ahora se vive en los escenarios de Madrid.

En esta oportunidad no estamos en la amplia zona verde de la localidad de Stevenage, sino en el patio de butacas del Teatro de la Luz Philips de Gran Vía, donde el público que se acerca al recito rememora la euforia del último concierto de esta talentosa banda de rock que nació en 1970. Para este nuevo montaje factoría de espectáculos World Tribute ofrece un atractivo show con una renovada puesta en escena, cuidados vestuarios y la mejor iluminación.

Es así como resucitan a Freddie Mercury con el desparpajo que lo caracteriza. Aparece en escena con sus míticos pantalones blancos con rayas rojas y su chaqueta amarilla, quien en segundos se adueña del micrófono como el gran maestro de ceremonia que era. Y como un torbellino de emociones comienza a desbordar su gran talento. Y aunque sabemos que no es realmente, el parecido e histrionismo es impresionante, lo que nos hace olvidarnos de la veracidad para sumergirnos en el mundo onírico de la fantasía.

Nos hipnotizamos con cada uno de sus inquietantes movimientos. Y es que Mercury no se detiene, no descansa, se mueve de un lado al otro bailando y jugando con su micrófono. También baja las escaleras y seduce a los presentes con sus ocurrencias. Por su rostro, y pecho, corren insistentes gotas de sudor, y es que su entrega no tiene límites. Sus gestos, rigurosamente estudiados, revelan un trabajo impecable que se colma de aplausos al final de la velada.

Un show con un ritmo vertiginoso, donde Mercury se cambió repetidas veces de vestuario, cautivando a sus seguidores. Donde sorprendió con una chaqueta de colores, vestido de mujer, con tacones, con peluca, con su traje de arlequín y con el traje de gala para cantar la canción Barcelona junto a su invitada Montserrat Caballé interpretada por Ana Peinado.

También cantó junto a David Bowie personalizado por Guillermo Rayo el tema Under Pressure. Y con el Rey del Pop, Michael Jackson, interpretado por Frederick Henry, cantaron There must be more the life than this. Momentos emocionantes donde lo móviles no dejaron de grabar. Se sumaron legendarios éxitos como: A Kind of Magic, Another One Bites the Dust y I Want to Break Free donde salió con su aspiradora y vestida de mujer.

El teatro también se estremeció con Love of My Life, Bohemian Rhapsody, We Will Rock You, Friends Will Be Friend, We Are the Champions y God Save the Queen donde se puso su capa y corona para despedirse del público. Los músicos también estremecieron con cada una de sus notas. El guitarrista, con sus pelos sueltos y largos, se destacó con un solo. El bajista todo vestido de rojo se mantenía del lado izquierdo del escenario. Y el bateria, con su pelo rubio, observaba todo desde las alturas.

Mercury hablaba entre inglés y español e invitaba al público a corear sus temas y aplaudirlo, con un temple y una fuerza que extasiaba a todos, quienes como súbditos hacíamos todo lo que nos indicaba. Realmente un concierto visceral, cargado de talento y entrega, como era Freddie, un volcán de emociones en escena, así es Remember Queen.

¡Un gran homenaje para al gran Freddie Mercury!

Comentarios de los usuarios

Añadir comentario