Voltaire / Rousseau. La disputa

Voltaire / Rousseau. La disputa

desde 6 €

Puntuación de Todos al Teatro (sin valorar)

Comprar
entradas

Desde: 12 de Jan de 2018

Hasta: 04 de Mar de 2018

Teatro María Guerrero

Madrid

Clásico

Horario: Varios

90 min

Tu puntuacíon

Un panfleto anónimo acusa a Jean Jacques Rousseau por haber abandonado a sus cinco hijos. Rousseau recurre a Voltaire para averiguar juntos quien es el autor de esta abominación. Esto nos da la oportunidad de asistir a una gran escena doméstica, donde los dos filósofos enfrentan sus ideas acerca de Dios, la igualdad, la educación y el teatro. Dos maneras igualmente generosas pero muy distintas de concebir la sociedad.

NOTA DEL DIRECTOR

He aquí, a petición de José María, al que saludo muy amistosamente, algunas observaciones y confidencias sobre la génesis y la carrera de Voltaire/Rousseau, espectáculo y obra por los que siento un aprecio y un agradecimiento particulares, dada la importancia que han tomado en mi vida de artista y en mi vida a secas.

Debo decir en primer lugar que no me considero un autor dramático. Ni por vocación, ni por profesión. Siempre he sido, ante todo, actor. Desde mi adolescencia, no tenía más que un objetivo y una esperanza: tener la posibilidad de dedicar toda mi vida a la práctica del arte del teatro.

Y por eso, desde el Cours Simon en el Conservatorio Nacional (1964-1969), seguí estudios de actor con total apasionamiento, pero siendo consciente también de las dificultades de ese oficio. A pesar de trabajar con rapidez y de forma regular con hombres de teatro como Peter Ustinov, Jean Meyer, Gérard Vergez, Denis Llorca… decidí pasar también a la puesta en escena, pues no quería depender exclusivamente de los demás y, esperar, como suele decirse, a que suene el teléfono.

Ser director de escena, incluso debutante, implica en Francia, como también en otras partes desde luego, fundar una compañía y, por lo tanto, saborear las alegrías y angustias de la financiación y de la producción.

Esto exige, como es natural, que tengas que elegir un repertorio, y, cosa curiosa, en vez de enfrentarme como la mayoría de mis colegas a las obras maestras universales, decidí fabricar mi propio material, es decir, trabajar sobre textos ya existentes.

Esta elección no es desde luego inocente. Creo que, en esencia, quería decir cosas personales, transmitir algo de lo más profundo de mí, y ese algo no pensaba encontrarlo en principio en unas obras preexistentes, porque entonces se habría tratado de la inspiración de otro, del sacrosanto «autor dramático».

Autor dramático que yo no pensaba ser, ni convertirme en ello, como ya he dicho. Mi primera debilidad fue por Voltaire. Ya entonces. En 1970, fui contratado como animador y actor por Pierre Viehlescaze, en el Théâtre de l’Ouest Parisien de Boulogne Billancourt, en las afueras de París. Un día que deambulaba un poco tontamente por los muelles del Sena, chamarileando alrededor de los tenderetes de los libreros de lance, me quedé.

Mas información

Josep Maria Flotats

Centro Dramático Nacional y Taller 75

Josep Maria Flotats y Pere Ponce

Comentarios de los usuarios

Añadir comentario

Suscríbete a nuestra newsletter ¡Y no te pierdas nada!